domingo, 20 de enero de 2008

A Dios rogando... y al Athletic animando!...


Me encontraba yo esta mañana soleada de domingo paseando por la renovada ría, y cuando me recreaba contemplando desde el mirador de la Pasarela Padre Arrupe los diferentes tonos cromáticos que adoptaba el camaleónico Gugenhein en función de la luz del mediodía, he avistado flotando, al albur de la corriente, la presencia de una botella de Loch Lomond (aquel whisky de Malta que bebía sin duelo en Tintín el Capitán Haddock), que parecía contener algo en su interior.

Inmediatamente he asociado la marca y el preciado líquido a la consumición asidua de uno de nuestros clientes más emblemáticos de este local, taoteking, y la curiosidad me ha hecho bajar a la ribera a recogerla.... Ventajas de estar tras la barra del Ambigú.

Tras limpiarla de algas y barro, un rollo de papel cuidadosamente atado con una cuerda de hilo bala se trasparentaba. Tras extraer cuidadosamente el manuscrito sin romper la botella, me he encontrado con el siguiente emotivo mensaje:

A la Dirección del Ambigú Zurigorri (taoteking):

Algunos parroquianos de este Ambigú, especialmente los señores Cincinato y Anónimo, han mantenido un pequeño debate en torno a cuestiones religiosas. Al señalar Cincinato su admiración por Juan Pablo II me ha venido a la mente una auténtica asociación de ideas, y ha emergido la figura de un personaje que durante años fue enemigo íntimo del fallecido Papa polaco. Me refiero al Padre Arrupe, General de la Compañía de Jesús a lo largo de muchos lustros.

Del Padre Arrupe, como popularmente se le conoció, se ha dicho mucho, especialmente los últimos meses, con motivo de la conmemoración del centenario de su nacimiento. Quizás haya sido el bilbaíno más ilustre y universalmente reconocido. Sin embargo, quiero centrarme en un detalle de su biografía, un aspecto íntimo del que ni teólogos, ni vaticanistas, ni otros estudiosos de su personalidad y su obra, probablemente se habrán ocupado antes: era un gran aficionado del Athletic.

A continuación, os reproduzco literalmente una carta del padre Arrupe que encontré en un viejo libro sobre la historia del Athletic.

A la Junta Directiva del ATHLETIC de Bilbao:

12 de mayo de 1969

Mis queridos paisanos:

Acabo de recibir, en este momento, de manos de mi buen amigo de la infancia Fidencio Aguirre, Director del Banco Guipuzcoano en Bilbao, el magnífico banderín que ese Club me ha dedicado.

No saben la alegría que me ha producido su delicada atención, que agradezco no sólamente por lo que ello significa, sino, además, por el sinnúmero de recuerdos que se han agolpado en mi mente al verlo: los tiempos de Pichichi, Chirri, Jose Mari, Ramón y Patxo Belausteguigoitia y tantos otros "ases" de nuestro tiempo. Se han presentado ante mi imaginación con la viveza de los doce años, cuando aplaudía el día de Reyes sus magistrales jugadas aguantando la nieve en los partidos contra los húngaros, aunque fuese como cuando, de chiquillos, no nos alcanzaban los "fondos" para comprar entradas y teníamos que verlos desde la "estrada de los Capuchinos".

Pero, sobre todo, recuerdo con verdadera nostalgia el entusiasmo y la nobleza deportiva que siempre caracterizó al Once blanqui-rojo.

Instintivamente, al escribir estas líneas, me encuentro tarareando: ¡Alirón! ¡Alirón! el Athletic es campeón,... como lo hacíamos por la Gran Vía ante la impertérrita estatua de Don Diego López de Haro.

Termino deseándoles toda clase de éxitos deportivos que les haga continuar con la tradición inmaculada del equipo del "botxo". ¡No tengo que decirles la alegría que sería para mí el poder contemplar algún día sus proezas en San Mamés!

Su antiguo "hincha" que les envía su bendición...

Pedro de Arrupe, S.J.



P.S.: El Padre Arrupe falleció un 5 de febrero de 1991, y la última frase que él pronunció antes de expirar fue:

- "Por el presente, Amén,... y por el futuro Aleluya"...

Me digo yo:

¿Creéis que su último pensamiento fue para el.... ?

10 comentarios:

peibolin dijo...

Mi admiración por Juan Pablo II no pasa mas allá de la que puedo tener por un magnate que supo mantener con ayuda del Opus la fortuna que sus antecesores amasaron.

Realmente el conocer a bastantes religiosos (de la católica apostólica y romana), fervientes predicadores del "haz lo que yo digo, no lo que yo hago" me ha hecho creer en algo superior, pero no en su iglesia.

Así que he derivado mi fe hacia el Athletic, la religión preferente en este ambigú repleto de taoistas,cristianos viejos, rojos descreidos, y demás gente de mal vivir.

Quizá con el Athletic haya que hacer más actos de fe que para creer en la resurección de la carne, o que a Maria la preñó una paloma, o que Jesús tenía el curso acelerado del mago Txan, y tener más tragaderas que los de la cienciologia al estilo Tom Cruise papeandose placentas,pero, qué cojones, siendo de Bilbao no nos queda otra.

Estoy seguro de que hoy Dani va a desviar con su mirada los tiros de Dady, y con su salida al estilo Ricky Martin (un,dos tres, un pasito palante Aranzubia, un, dos, tres, un pasito patrás!) también conocido como la salida txikitooor-jar, desconcentrará las arrancadas de portillo y compañía.

Eso si que es creer!!!!

euup dijo...

Sí creo en algo superior, y supongo que por eso estos dos años pasados le he pedido varios favores a la amatxu de Begoña.

Por otro lado, da igual que seas cristiano, mason, ateo, agnostico, opus deano, musulmán... a todos nos puede unir algo... y eso es que seamos del Athletic.

No hay cosa más grande.

Ahora no sé, porque hace tiempo que no le hecho un ojo, pero antes venía en la revista del Athletic artículos en los que una persona contaba cuál era su relación con el Athletic, recuerdos, anecdotas,... Había artículos realmente preciosos. Al leerlos ese sentimiento que ellos tenían se unía al mío y a pesar de quien fuese, o de donde viniese, o de su filiación política... No sé, sentía una unión fuerte.

Hace poco por medio del Athletic he conocido a gente con la que lo único que me une es nuestra afición, y a pesar de ser conocidos desde hace 2 días, es como si ya fuesen de mi grupo de amigos.

Esto es muy grande.

¡El Athletic es muy grande!

Y gracias por escribir la carta del padre Arrupe.

¡Aupa Athletic!

Cincinato dijo...

¿Taoteking te ha mandado eso, Piston?

Al final me vas a contagiar tus sospechas sobre el carácter ignaciano de ese ilustre forero.

Aparte de que discrepo de lo de "enemigo íntimo" (es evidente que a JP II no le gustaba como dirigía Arrupe la Compañía, pero de ahí a decir que eran enemigos ...) me parece un documento interesante.

Y ya que salen estos temas, permitidme que copie el famoso discurso de Pío XII al Athletic, pronunciado en el Vaticano el 6 de julio de 1956:

"Aunque no es la primera vez, ni mucho menos, que tenemos el placer de recibir a un grupo de deportistas, o a un equipo de fútbol, porque las puertas de esta Casa están abiertas para todos, y mucho más las puertas de Nuestro corazón de Padre; sin embargo no tenemos ninguna dificultad en manifestar el placer con que acogemos hoy a los directivos y a los jugadores del «Atletic» de Bilbao, por ser ellos quien son y por parecernos que acaso lo merezcan de modo particular.

Y conste que al hablar así no Nos referimos tanto a esa justa fama que os circunda de deportistas verdaderos, entusiastas sinceros de una actividad a la que os dedicáis con alma y vida, poniendo en ella un ardor juvenil, un esfuerzo auténtico, una nobleza y una verdad, que todos os reconocen, casi como vuestra principal característica; sino más bien aludimos a esas voces, también no poco conocidas, que os presentan como un club y un equipo modelo desde el punto de vista moral y religioso, gente que sabe llevar paralelamente su vida deportiva y su vida espiritual, y que si hoy se reúne para un entrenamiento o para un encuentro, mañana acaso se verá convocada para un retiro espiritual o incluso para una tanda de Ejercicios. ¿Será por eso por lo que vuestros colores rojo y blanco se diría que están familiarizados con el triunfo? ¿Será por eso por lo que este año habéis cantado dos veces vuestro «alirón» con el brío y con las buenas ganas que todos saben?

Enhorabuena, hijos amadísimos; y enhorabuena también por vuestra actuación más reciente en tierras itálicas; porque el buen deportista sabe perfectamente que no es sólo el triunfo lo que cuenta, sino también, y mucho más, el dejar bien plantada una bandera, como habéis hecho vosotros. El deporte, y acaso especialmente el fútbol, puede ser también escuela de virtudes; de virtudes individuales en el propio perfeccionamiento, que supone no pocas veces mucha asiduidad, mucho sacrificio, mucho cultivo interior, mucha humildad en el recibir y asimilar las lecciones mucha abstinencia en el evitar todo lo que puede ser Contrario a la profesión que se vive, mucha abnegación en el perseverar en los momentos difíciles, mucha lealtad en el rendir lo que se debe rendir en todas las ocasiones, mucha superioridad de espíritu para saber perder sin descomponerse, mucha caridad para saber vencer sin humillar al adversario; de virtudes sociales, especialmente en el saber ocupar el puesto que le ha sido asignado en el equipo, en la táctica que en aquel momento se ha de aplicar, sacrificando el lucimiento personal, facilitando la labor de conjunto, siendo una pieza exacta en el complicado engranaje que requiere la táctica moderna, sin egoísmos, sin vanidades, sin cuestiones personales, con esa ascética especial que hace del atleta un buen ejemplo, incluso para quien quiera vivir conscientemente la mortificación cristiana en todas las circunstancias de su vida. Porque bien cierto es que también en la práctica cotidiana y para no perder la partida, muchas veces habrá que defender la propia área con arrojo, seguridad y energía, si no se quiere ser desbordado por las pasiones desencadenadas; muchas veces habrá que saber manejarse en ese difícil terreno medio del campo para encontrar el momento de pasar al ataque sin perder de vista los movimientos del adversario y los posibles peligros de la propia meta; muchas veces habrá que arrancar hacia adelante con inteligencia, resolución y agilidad, en buena armonía con toda la línea. para no desaprovechar el momento favorable y no dejar perder un tanto. que acaso sea definitivo en la vida.

Animo, pues, hijos amadísimos, y a seguir dando buen ejemplo en todas partes, como deportistas, como ciudadanos y, sobre todo, come cristianos prácticos. Que la victoria siga sonriendo a vuestros colores en todas las competiciones, que aún esperan a vuestra florida juventud. Y que la bendición del Señor os siga por todas partes.

Prenda de ella quiere ser la Bendición Nuestra, que de todo corazón os otorgamos, para vosotros, para vuestras familias y amigos, para vuestro queridísimo «Atletic», para vuestro no menos querido Bilbao y para toda la amadísima España."

Peibol: por supuesto que no pretendo que todo el mundo comparta mi admiración por el papa polaco, pero el nivel de tu crítica me ha decepcionado por lo pobre. Es propia de quien tan solo se ha basado en prejuicios, o en informaciones periodísticas sesgadas que no tiene ni idea de lo que es la Iglesia ni el Opus.

Y a la Amatxu no la embarazó una paloma: fue obra del Espíritu Santo. Representar a éste en forma de paloma es algo meramente simbólico. Y habla de ella con más respeto: seamos consecuentes con el hecho de que, ateos o no, seguimos subiendo a Begoña cuando le vemos las orejas a al lobo.

Mariosila80 dijo...

Felizmente vivimos en un país en el que, de natural, se piensa poco y se tiene mucha fe.

En consecuencia estamos, desde la cuna, preparados para lo que exigirá de nosotros una vida en rojiblanco.

Yo no sé en qué pensaria en su ultimo instante el padre Arrupe. Sé, por ejemplo, lo que agobiaba a mi padre una tarde de Domingo cuando estando hospitalizado en Basurto, del que ya no saldría, creía oir un lejano clamor...."¿ha marcado el Athletic?"....

Taoteking dijo...

¿Caracter ignaciano yo? Frío, frío. Una glaciación, vamos.

peibolin dijo...

Estimado Cincinato. Mis disculpas si una comparación poco afortunada, te ha ofendido. Nada más lejos de mi intención. Simplemente quería hacer hincapié, en que me parece más fácil creer en cosas no basadas en la razón como las religiosas, que en cosas que la estadística nos aclara día a día. Es decir que Aranzubia anda hecho un paquete.

Quizá me he pasado incluso más con lo del mago Txan, y también pido disculpas por ello. De todas formas, si podemos chotearnos de los humanos, y sobre todo y desde el principio de nosotros mismos, si no se falta (reconozco que mis comparaciones han sido chabacanas y poco respetuosas, mil perdones) porque no sacar punta también a lo divino?

En cuanto a la figura de Juan Pablo II, Santo Súbito según algunos, no niego que haya tenido un halo de aperturismo al estilo Juan XXIII, y un intento de acercamiento a su rebaño como Papa viajero, pero hasta que no vea un Papa, como se rumoreaba de Juan Pablo I, muerto en extrañas circunstancias que no quiera deshacerse de todos los bienes de la Iglesia, del Vaticano me creo más bien poco. Y me parece que Benedicto no está por esas...

Hecha esta aclaración, procuraré no tocar estos escabrosos temas, ya que busco más lo que nos une que lo que nos distancia, y espero que mis disculpas sean aceptadas.

PD. Cuando queráis quedamos a echar un rosario en Begoña, que como decía mi viejo, "bien no se, pero mal no os va a hacer!"

PD2. Ya nos hemos sacado la presión de los navarricos. Ahora, a no cagarla!

PD3. Todo mi permiso (aunque no hace falta, por supuesto) para borrar mi primer comentario.

Cincinato dijo...

¿Borrar tu comentario?

Ni hablar.

Y además sé que lo hiciste sin ánimo de ofender, como sin ánimo de ofender he creído que debía puntualizarte con mi punto de vista.

Me conmueve que alguien que no sea yo escriba aquí durante el partido.

Me está pareciendo malo. El partido.

Otro día hablaremos del reparto de bienes de la Iglesia. Tema apasionante que puede llenar un día que el club no genere noticias y que no se nos muera un Bobby Fisher.

Saludos cordiales, como decía Jose Mª García.

P.S. ¿Un Rosario? ¿Entero? A mí eso no me asusta, pero conociendo el percal me daba con un canto en los dientes por una ofrenda floral con tres avemarías. ¿Te apuntarías a la excursión jarillera?

peibolin dijo...

Lo menos que podía hacer es disculparme.

Cuando los partidos son horrorosos y me temo lo peor, aparte de decir "parece que el contrario no aprieta tanto", a ver si a fuerza de decirlo se convierte en realidad, cojo una segunda actividad para desestresarme. Un crucigrama, el suplemento de empleo del correo, escribo un comentario de desagravio tras darme cuenta de que para escribir un post en un ambigú de categoría hay que ser más reflexivo...

Luego va Yeste y lo acaba de joder... y Dani ya tiene un porrón de excusas, que si le ha dado a alguien, que si la niebla...
y la casa sin barrer!

Porque tengo unas ganas de ir a una final que me muero, pero no se si sería mejor...

Si hacéis una exursión a Portu, para recordar viejos tiempos, y en buena compañía encantado! Lo difícil será que pueda.

Ahora, tras hacer la cobertura (mejor que Ocio) a mi señora este finde (ha estado tocando el tambor al mas noble estilo de los conejitos de duracell) el que viene me lo debe! A ver si se obra el milagro ante el barça!

Gran cinci totus tuus!!!

Anónimo dijo...

Os dare un dato que se desconoce en amplios sectores.
El Padre Arrupe curso sus primeros estudios en Escolapios, eso le marco.

Pistongorri dijo...

Me parece muy adecuado hacernos partícipes a los lectores de este Ambigú estos escritos de grandes cristianos de nuestro tiempo en relación con nuestro Athletic.

El famoso discurso de Pío XII del año 56 al Athletic, traído a colación por Cincinato, es digno de haber recibido por sí sólo otra nueva entrada como la emotiva carta del Padre Arrupe...